Estudio Bertelsmann: Las guarderías alemanas necesitan 120.000 educadores

  I   Trabajar Estudio Bertelsmann: Las guarderías alemanas necesitan 120.000 educadores

shutterstock

Hay más plazas en las guarderías alemanas, pero los niños no siempre están igual de bien cuidados. Según el estudio Bertelsmann, sería necesario contratar a decenas de miles de educadores más; el coste sería considerable.

(PA/lhn) Los niños no están igual de bien cuidados en todas las guarderías de Alemania. Para una formación de calidad para la primera infancia, las instituciones necesitarían, según el análisis del estudio Bertelsmann, 120.000 educadoras y educadores más.  El estudio constata una gran diferencia de personal entre las guarderías del este y del oeste, tanto para los pequeños de menos de tres años como para los niños a partir de tres años.

Las cifras en detalle:

  • Mientras que en el este de Alemania un educador tiene que ocuparse de 6,3 menores de tres años, en el oeste corresponden a cada uno 3,8 niños de media.
  • En Bremen y en Baden-Wurtemberg, un educador es responsable de tres niños de media, en Sajonia-Anhalt en cambio, de más de seis.

    Las diferencias con respecto a los mayores de tres años son similares:

  • Aquí el personal en el oeste está en 1 para cada 9,1 y en el este en 1 para cada 12,7.
  • Los Estados ejemplares vuelven a ser Bremen (1 para cada 7,7) y Baden-Wurtemberg (1 para cada 8). En el otro extremo está Mecklemburgo-Pomerania Occidental (1 para cada 14,9).

En la práctica, la ratio de cuidadores es incluso más desfavorable, escriben los autores del estudio publicado el viernes. De hecho, un educador puede dedicar solo el 75 por ciento de su tiempo a los niños, el resto corresponde, entre otras cosas, a las charlas de equipo o a la formación de perfeccionamiento. De esta manera, un educador en el este cuida al menos a ocho niños de guardería y en el oeste a cinco.

Para un cuidado adecuado para niños y pedagogicamente sensato, la fundación Bertelsmann reclama que, en el caso de los menores de tres años, cada educador sea responsable, como mucho, de tres niños. Para los grupos de edad a partir de tres años, el ratio de personal no debería ser peor de 1 para cada 7,5. “La política y la práctica deberían unificarse a nivel estatal a estándares adecuados para los niños, para que todos ellos tengan buenas perspectivas educativas”, afirma Jörg Dräger, de la junta directiva de la fundación. Debería haber estándares de calidad válidos en todo el Estado en la ley federal de guarderías.  

Cinco mil millones más para personal

Para adecuar el personal a la ratio exigida, deberían gastarse anualmente cinco mil millones de euros más, lo cual supondría una subida de más de una tercera parte, ya que actualmente se dedican unos 14 mil millones de euros a personal. Desde el 1 de agosto de 2013, los padres de niños menores de tres años tienen derecho a una oferta de cuidados subvencionada estatalmente, o bien una guardería infantil o bien un cuidador o cuidadora. A pesar del incremento siguen faltando plazas, en los últimos años sobre todo en el oeste. El 1 de marzo de 2014 había disponibles 662.000  plazas para niños menores de tres años, es decir el 32.5 por ciento de los niños de esa edad. Originalmente, después de la entrada en vigor de ese derecho, deberían haber existido 750.000 plazas.  
 

Noticias relacionadas